Fábrica oculta

La fábrica oculta representa la capacidad sin explotar de su planta de fabricación: la cantidad máxima de producción adicional que se puede desbloquear sin inversión de capital. Utilizar plenamente su fábrica oculta significa una producción perfecta las 24 horas del día.

Con el tiempo, el concepto de fábrica oculta se ha ampliado para incluir todos los residuos en la fabricación. Para desbloquear el potencial de su fábrica oculta, es importante comprender sus pérdidas: dónde ocurren en la producción. Primero asegúrese de medir las pérdidas que afectan su restricción de fabricación. Luego, comprenda cómo afecta cada factor de pérdida a su fábrica oculta.

El beneficio más importante de aprovechar su fábrica oculta es que puede aumentar el rendimiento sin gastos de capital adicionales. En pocas palabras: hacer más con lo que ya tiene.

Cuando aumenta el rendimiento, esto permite tres grandes beneficios:

Disminución del costo de conversión: los costos fijos se distribuyen entre más producción (aumentando la rentabilidad).

Mayor flexibilidad: es posible realizar tiradas de producción más cortas, lo que mejora los plazos de entrega y reduce el inventario.

Gasto diferido: aumente el rendimiento de los activos existentes y difiera el gasto en nuevos equipos o instalaciones.

Acceder a su fábrica oculta puede reducir las horas extraordinarias o eliminar la producción subcontratada. Este beneficio, sin embargo, pertenece más al ámbito de la OEE tradicional. Lo que es específicamente único acerca de la fábrica oculta es que, además de las pérdidas de OEE, también tiene en cuenta la pérdida de programación, lo que la convierte en una excelente herramienta para la planificación de capacidad.

Visualice el breve video de la herramienta OEE "XL" instalada en las principales industrias de todo el mundo.